domingo, 11 de enero de 2009

Sábado de hielo


Siempre es lo mismo. Tras un día de nieve preciosa, de bolas, de muñecos, fotos, sorpresa, llega el día siguiente donde la bonita nieve se convierte en hielo de “pescadería”. Por la mañana ya nos tocó ayudar a varios coches a salir del barrio ya que patinaban cosa mala. Así que mejor esperé a la tarde a hacer ele entrenamiento esperando que las condiciones fueran mejores.

El caso es que he salido al final a las 7 de la tarde con una helada bien hermosa. Los pasos de cebra estaban completamente congelados. Más que correr he hecho ejercicios de equilibrismo. Los compañeros del GGM se han pegado sendas culadas en sus rodajes así que en días así con conservar el físico es suficiente. 10 o 12 km y para casa.

1 comentario:

Livan dijo...

Animo mariquita!!, a veces "menos es mas", es mejor levantar un poco el pie del acelerador y no empeorar la situacion. Yo, despues de descansar y comer bien este fin de semana voy a empezar mañana con 20km, y lo mejor es que va a ser por la tarde, esto de correr a las 5 de la madrugada me quita muchas horas de sueño y me esta dejando hecho una mierda. A mi mujer le han cambiado los horarios y de momento voy a poder ir a correr al pinar todos los dias por la tarde. Ya estoy quemado de correr de noche por asfalto todo el tiempo. Voy a proponerme escribirte algun comentario en el blog mas amenudo, la gente parece que no se anima a escribirte. Me alegro de que el proyecto te vaya tan bien, ya sabes que sigue en pie mi aportacion al llegar a meta en Sables. Dale un beso a Maria de mi parte, cuidala que en su estado todos los mimos son pocos, ya te cuidare yo a ti en Sables (je je).
Un abrazo.